Tours en español
Traslados aeropuerto
Viajes en oferta
Hoteles en oferta
  1. Fecha de llegada
  2. Fecha de salida
o ver todos los hoteles baratos
Vuelos baratos

Dónde comer en Pekín

La gastronomía China es muy rica y variada y posee una antigua tradición culinaria que se ve comúnmente representada en todo el mundo. Los platos, sabrosos y sobradamente condimentados, suelen mezclar los sabores más dulces con los ácidos, amargos, salados y picantes.

El componente básico de las comidas es el arroz, que suele servirse acompañado de todo tipo de verduras, carnes y pescado de los que se utiliza hasta la parte más remota. Los largos periodos de hambruna que han asolado el país a lo largo de la historia han influido en que todas las partes del animal (cartílagos, garras, entrañas, cabezas) sean aptas para preparar los condimentados platos.

Platos típicos chinos

Entre los platos chinos más típicos merece la pena destacar los siguientes:

Comer en Pekín, Dim Sum de carney  bambú
Dim Sum de carne y bambú
  • Pato pekinés: El plato más conocido de la cocina pekinesa consiste en un pato marinado y asado que se sirve en rebanadas y se consume en el interior de un crepe, junto con algunas verduras.
  • Dim sum: Empanadillas al vapor elaboradas a partir de diferentes ingredientes. Es un plato más típico del sur de china. En algunos restaurantes se llaman dumplings.
  • Hot pot: Conjunto de alimentos que se cocinan en un caldo caliente ubicado en el centro de la mesa. Esta especie de “fondue china” ofrece la ventaja de que se puede ver los alimentos antes de cocinarlos y mezclarlos con las salsas.
  • Pollo Kung Pao: Pollo salteado con vegetales y cacahuetes.
  • Sopa agripicante: Sopa elaborada a base de carne, brotes de bambú, guindilla, tofu y sangre de cerdo.

Insectos, larvas y otros manjares

Mercado nocturno de Wangfujing
Chica degustando una estrella de mar en Wangfujing

Si queréis probar la parte más extraña de la gastronomía pekinesa, el lugar indicado es el Mercado nocturno de Wangfujing. Abierto de 18:00 a 23:00 horas, aquí podréis probar escorpiones, arañas, ciempiés, caballitos de mar y otras lindezas.

Curiosamente, estos "platos" sólo se encuentran en este mercado y constituye uno de sus principales atractivos turísticos. Lo cierto es que muy pocos restaurantes de la ciudad tienen estos "manjares" y no son platos muy comunes entre la gente local.

Bebidas

Además del agua y los típicos refrescos, en China hay infinidad de tipos de té, licores, cervezas y vinos de elaboración local. Éstos últimos aún no son muy populares, pero cada vez son más los restaurantes que los incluyen en sus cartas.

El té chino

El té es una bebida originaria de China y en el país se encuentran la mayor parte de las variedades que existen. Utilizado como bebida medicinal para promover la salud del cuerpo y la mente durante más de cinco milenios, en la antigua China el té era muy caro y sólo accesible para la alta sociedad. En la actualidad la práctica totalidad de los chinos lo consumen con asiduidad y suelen llevar un termo donde quiera que vayan.

Costumbres chinas

En las comidas chinas cada uno de los comensales tiene su propio cuenco de arroz y el resto de los platos se colocan en el centro para compartirlos entre todos.

No es ningún secreto que los chinos utilizan palillos para comer cualquier tipo de alimento sólido. Es por esto que la mayoría de los platos se sirven con los alimentos cortados en pequeñas porciones, aunque no es raro encontrarse con alguien despedazando un pescado o un pollo entero con sus palillos.

Para las sopas se utilizan cucharas tradicionales que tienen el fondo plano. Si tenéis dificultades para comer con los palillos, siempre podéis pedir un tenedor, pero un cuchillo es algo impensable, ya que en la cultura china se considera que no deben colocarse “armas” en la mesa.



Horarios

En Pekín encontraréis cadenas de comida rápida y restaurantes abiertos las 24 horas del día, por lo que hambre no vais a pasar. No obstante, hay bastantes restaurantes tradicionales que cierran la cocina a las 21:00 horas.

Zonas

Aunque en cualquier punto de la ciudad es posible encontrar restaurantes, no es tan sencillo como localizar un KFC o un Mc´Donalds, ya que se encuentran repartidos por toda la ciudad a escasa distancia unos de otros.

Algunas de las zonas más recomendadas para comer son los alrededores del Mercado nocturno de Wangfujing o bien la calle Dongzhimen Inner Street, en la que se pueden encontrar decenas de restaurantes agradables y bastante limpios.